«El pacto con IU garantiza certidumbre política ante la incertidumbre económica»

Entrevista a la Secretaria de Organización

El avión trae a Leire Pajín a Gijón con casi una hora de retraso sobre el horario previsto. La demora no altera el humor de la secretaria de Organización del PSOE, que se sienta a la mesa con EL COMERCIO con ganas de hablar. Contundente y expresiva, trae en la cartera un cúmulo de reproches a la actitud que mantiene el PP en Asturias, que enmarca en un intento de torpedear el avance del incipiente Gobierno de coalición entre los socialistas e IU. Pajín entremezcla sorbos a un café y a un botellín de agua mientras asegura que esa alianza será clave para afrontar la dura crisis económica.

-¿Por qué el PSOE ha pactado ahora con IU y no al comienzo de la legislatura, cuando la negociación se rompió estrepitosamente?

-Por responsabilidad, pensando en los asturianos. Vivimos un momento de incertidumbre económica en el que hace falta certidumbre política. En este contexto, es una buena iniciativa que dos fuerzas de izquierdas que ya han demostrado que pueden compartir un programa común acuerden en este momento la estabilidad, dejando a un lado otros intereses.

-Eso es tanto como admitir que entonces se equivocaron.

-No es así. El acuerdo supone asumir la responsabilidad en un momento de incertidumbre. Cada momento requiere de su respuesta política. El PSOE ganó las elecciones y tenía -y tiene- un proyecto para gobernar Asturias. Ahora, el pacto da la estabilidad institucional que garantiza que las políticas sociales lleguen a los ciudadanos que más lo necesitan.

-Hubiera sido difícil de entender para los ciudadanos que, en un momento de crisis, dos fuerzas afines siguieran a la greña.

-Lo que no entienden los asturianos es la actitud del PP, que una y otra vez intenta impedir que los principales instrumentos de que dispone el Principado para salir de la crisis y estar cerca de las familias se puedan poner en práctica. Lo que en las últimas semanas estamos viendo en Asturias es, por un lado, a dos fuerzas de izquierdas que, pensando en los ciudadanos, se vuelven a entender. Y, por otro, al PP, que lejos de arrimar el hombro, quiere poner zancadillas.

-¿El pacto es la mejor solución contra la crisis?

-Es un buen instrumento para impulsar las políticas sociales ante la crisis. Es lo que nos diferencia del PP, nuestras recetas ante la crisis. Y tengo la sensación de que los asturianos piensan que menos mal que hay un Gobierno socialista aquí y en Madrid, que pone el acento en la protección de los desempleados, en las becas... Cuando el PP afrontó una crisis, lo que hizo fue recortar los derechos de los trabajadores.

-Para que el pacto funcione, la clave está en que tanto socialistas como IU dejen a un lado las diferencias y hagan hincapié en lo que comparten. ¿Serán capaces?

-De momento, ambas fuerzas han demostrado responsabilidad a la hora de pactar. Y si en algún sitio se ha demostrado que hay coincidencia entre ambos respecto a un proyecto político, cuando el objetivo es seguir la tarea de modernización, es en Asturias. No olvide que la pasada legislatura hubo un acuerdo que duró cuatro años.

-¿Se fían de IU?

-Es un socio con el que compartimos una política progresista y con el que hemos gobernado otras veces. IU ha demostrado, como el PSOE, responsabilidad a la hora de aparcar los intereses partidistas y centrarse en el bien de todos, teniendo altura de miras. Es lo que en estos momentos corresponde a los políticos y lo que no hace el PP.