Familias. Nuevos modelos de familias

  1. DÓNDE ESTAMOS

 

La progresiva incorporación de la mujer a la vida económica, social y laboral junto a los avances en derechos civiles ha modificado radicalmente la estructura familiar, dando lugar a modelos diversos que requieren de una regulación tanto en su reconocimiento jurídico como en el régimen de ayudas.

El modelo de familia con doble fuente de ingresos se ha generalizado. En estas condiciones, los problemas de conciliación de la vida laboral, familiar y personal se han hecho cada vez más acuciantes. Ello requiere atención inmediata antes de que las responsabilidades de cuidado vuelvan a provocar la re-feminización indeseada del sistema y el retroceso en la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres.

Además de la conciliación, la escasa cuantía de las ayudas familiares, de hijos a cargo ha sido una constante en el sistema de protección social si lo comparamos con el resto de países europeos. De forma que si contemplamos los últimos datos de la Encuesta de Condiciones de Vida del INE, podemos comprobar que todas las familias con hijos a cargo se sitúan en un riesgo de pobreza por encima de la media de la población (22,2%), hasta alcanzar el 42% en las monoparentales.

Esta situación se ha visto agravada por las políticas de recortes y retrocesos del Partido Popular. El impacto de la reforma laboral ha sido más intenso en las mujeres y ha dificultado la conciliación. La desaparición del Programa Educa 3 y la supresión del concepto educativo han significado un enorme lastre para las familias de menos recursos y un elemento desigualdad para los niños y niñas. Los recortes en las ayudas a cuidadores familiares y la supresión de la cotización a la Seguridad Social ha sido otro elemento de empobrecimiento en las familias afectadas y de hándicap a la conciliación.

 

  1. NUESTROS OBJETIVOS

El PSOE va a ofrecer respuestas a las necesidades de todas las familias. Promoveremos medidas para mejorar la conciliación de la vida laboral, familiar y personal. Esto supone desarrollar iniciativas que permitan a las familias buscar fuera los cuidados de niños y niñas o personas dependientes en todas aquellas situaciones en que los miembros de la unidad familiar puedan ver comprometidas sus oportunidades de participación en el mercado de trabajo y de realización profesional por dichas responsabilidades de cuidado.

Paralelamente, nos proponemos insistir en la cultura de corresponsabilidad en el ámbito del hogar, fundamentando un nuevo Pacto de Género. La principal herramienta en este sentido es el desarrollo de programas de permisos parentales iguales y no transferibles para hombres y mujeres, homologables a los que se han aplicado en los países escandinavos. Junto a esta herramienta, hay que seguir insistiendo en la necesidad de que organismos públicos y empresas se abonen a nuevas formas de organización horaria y prácticas de flexibilidad que se acomoden a las necesidades de las familias, incluido el teletrabajo.

 

  1. PROPUESTAS

Nueva Ley de familias

  • Elaborar una Ley de Familias con el objetivo de garantizar la igualdad de oportunidades y el acceso a los bienes y servicios públicos, contribuyendo a la redistribución de la renta y la riqueza de las familias. Dicha reforma incluirá a todos los modelos de familia, con independencia de circunstancias tales como el estado civil, la orientación sexual o el origen de la filiación, y atenderá situaciones que requieren protección y que actualmente no se contemplan en la ley, o se hace de manera insuficiente, entre las cuales se incluirán las familias monoparentales, las numerosas, las que cuenten con progenitores o hijos e hijas con discapacidad, o las familias acogedoras.

 

Desarrollo de Servicios que favorezcan la conciliación y la natalidad

  • Desarrollar los servicios públicos con criterios de equidad orientados a: romper el ciclo de las desventajas de origen en los niños y niñas; proporcionar un sistema de cuidados a los adultos, de forma que se favorezca la conciliación para hombres y mujeres y se facilite la natalidad.
  • Fomentar las nuevas tecnologías vinculadas a los cuidados en el domicilio.

 

Medidas laborales de apoyo a la conciliación

  • Aplicar las 4 semanas previstas en la Ley de Igualdad de los permisos de paternidad de manera obligatoria e intransferible e ir progresivamente ampliando la duración del mismo hasta hacerlo coincidir con el permiso de maternidad.
  • Introducir criterios de flexibilidad en el disfrute de estos permisos, adaptándolo a las necesidades de la familia.

 

Ayudas por hijo o hija a cargo

  • Extender la cobertura y cuantías de la prestación no contributiva de la Seguridad Social por hijo a cargo a todas las familias bajo el umbral de la pobreza, incluida en el Ingreso Mínimo Vital.