DEMOCRATIZACIÓN DE LAS INSTITUCIONES EN UNA EUROPA FEDERAL

  1. DÓNDE ESTAMOS

Europa sigue sumergida en una crisis múltiple. De las elecciones de mayo de 2014 ha salido una Comisión presidida por Juncker, candidato de la derecha europea, quien encabeza un gobierno europeo de fuerzas políticas diversas y una Cámara Parlamentaria en la que son necesarios pactos entre los grandes partidos europeos para vencer la ingobernabilidad o el anti europeísmo.

Los y las socialistas siempre hemos apoyado la construcción europea, entendida no sólo como un gran mercado sino como un proyecto basado en la solidaridad, el interés mutuo y la soberanía compartida. Así debemos impulsar el liderazgo de la socialdemocracia en la economía social de mercado como instrumento de creación de riqueza, apostando por una economía productiva del conocimiento e intensiva en la creación de empleo, base del progreso social y económico para el mantenimiento de la Europa Social.

  1. NUESTROS OBJETIVOS

Nuestro objetivo es caminar hacia una Europa más unida política, cultural y socialmente . A pesar de los años de historia juntos, Europa todavía está por hacer. Sesenta años después del inicio de esta idea genial y generosa, de construir un espacio común, supranacional, de unidad en la diversidad, de paz y de progreso, el edificio corre riesgos de demolición. Superar los neonacionalismos antieuropeos, el populismo irresponsable, el euroescepticismo, las gravísimas consecuencias sociales y políticas de la crisis económica, la recomposición de una arquitectura institucional de nuestra moneda común insuficiente e inadecuada, son tareas urgentes y vitales.

Recuperar la ilusión en el proyecto europeo, fortalecer sus ideales, legitimar su democracia, mejorar su funcionamiento, reivindicar la ciudadanía europea frente a la tentación local-nacionalista, serán solo algunas de las próximas responsabilidades de los socialistas europeos.

Porque el PSOE y el Socialismo europeo, estarán al frente de ese proyecto de más y mejor Europa, de una Europa Federal que articule el poder y la organización política futura sobre cuatro espacios democráticos concéntricos: la ciudad, la región, el Estado y Europa. Esa es nuestra idea de la democracia territorial, que reivindica identidades plurales y mixtas, que combina subsidiariedad y solidaridad, que asume el reto de la supranacionalidad en la globalización y que aspira a ideales humanos de dignidad y justicia, por encima de fronteras y egoísmos nacionales.

Hay dos caminos sucesivos para hacer esa Europa. Uno responde a objetivos para los próximos años, el otro es un camino de luces largas que marca el horizonte.

 

  1. PROPUESTAS

Nuestras propuestas en el corto plazo hacia una Europa Federal se pueden resumir en los siguientes puntos:

  • Cambiar la ley electoral europea que permita:

    • Que todos los europeos y las europeas puedan votar, cualquiera que sea su residencia en el mundo.
    • El establecimiento de una lista de diputados y diputadas de circunscripción común  para toda Europa, encabezada por el candidato/a a presidir la Comisión.
    • Algunas disposiciones comunes a las normativas electorales nacionales (edad mínima para el voto, paridad de género, proporcionalidad, etc.)

  • Mejorar los controles a los responsables de la Unión. Esto exige

    • La Moción de Censura contra un comisario aisladamente.
    • La introducción de un mecanismo de Moción de Censura Constructiva en el PE al Presidente de la CE.

  • Aumentar la participación de los parlamentos nacionales y autonómicos  y de la sociedad civil en la gobernanza de la Unión. Esto exige:

    • Dar una mayor viabilidad legislativa a las iniciativas populares de la ciudadanía.
    • Potenciar la COSAC y los mecanismos de cooperación interparlamentaria para lograr una mayor cohesión de los procedimientos legislativos nacionales y europeos.
    • Hacer partícipe a la ciudadanía del  debate político y económico europeo, construyendo una rendición de cuentas entre representante y representado similar a la que actualmente poseen los sistemas políticos nacionales y regionales. El objetivo es generar una conciencia política europea que vaya más allá de las fronteras internas.

  • Recuperar el poder político de la Comisión Europea que le corresponde como Gobierno de la Unión Europea. Potenciar su independencia frente a los Gobiernos de los Estados miembros, contribuir al pleno desarrollo de sus competencias y velar porque responda ante el Parlamento Europeo a la par que estreche sus lazos con los parlamentos nacionales. Se contemplará la composición paritaria de ambos sexos en los miembros que formen parte de la Comisión Europea.
  • Promulgar una Carta de Derechos Humanos Básicos de la Ciudadanía Europea.
  • Legitimar políticamente al Presidente o Presidenta del BCE. Para ello la persona candidata deberá comparecer en el Parlamento Europeo en el momento de su elección, el cual deberá ratificarlo mediante votación por mayoría cualificada.
  • Aumentar la transparencia de todas las instituciones europeas haciendo obligatorio su registro de transparencia y modificando los órganos comunitarios de control de legalidad y accountability (Corte de Auditores).
  • Aumentar las funciones del Parlamento Europeo. En su momento y, mediante reforma de Tratados, dotándole de capacidad de Iniciativa Legislativa.
  • Reformar el Marco Financiero anual y hacerlo coincidir con las elecciones europeas, para que los electores puedan decidir también la asignación de los recursos económicos. En ese sentido, se deberá impulsar una mayor dotación de recursos propios en el marco de un presupuesto comunitario.
  • Configurar una auténtica política común para la lucha contra el terrorismo y la criminalidad organizada, la seguridad informática, el control de las fronteras exteriores, incluyendo el reforzamiento de la Agencia Frontex, y liderar el impulso de la figura del Fiscal Europeo.
  • Dotar a la democracia europea de un soporte de comunicación social, de apoyo mediático, de pedagogía educativa y de divulgación masiva. Para ello:

    • Intensificar los programas existentes en el intercambio cultural y académico (Programas Erasmus, Leonardo, becas, voluntariados…)
    • Apoyar la introducción de la temática europea en los planes de estudios europeos.
    • Crear una red de voluntariado europeo en la que el funcionariado de las instituciones europeas deberán viajar a sus países de origen para que, bajo un Programa escolar, muestren y presenten las instituciones europeas y sus experiencias. Favorecer la movilidad o permuta del funcionariado de cualquier Estado miembro para enriquecer y dar un impulso europeo a la administración de cada Estado.

A medio plazo, hay que abordar un proyecto de reforma de nuestros Tratados hacia una Europa Federal. Tendrá como principales objetivos:

  • Abordar un nuevo ciclo europeo en el que una nueva Convención elabore una Constitución para una Europa Federal que, de forma clara, concisa y comprensible reconozca la doble legitimidad de la UE, ciudadanía y Estados, oficialice los símbolos de la Unión, establezca la atribución de competencias, reorganice  la estructura institucional y de poderes e incluya la carta de derechos fundamentales y sus garantías.
  • Fortalecer la identidad europea y el relato europeo de la integración para construir un “demos” europeo. Ello exige avanzar en muchos planos, como construir Partidos Políticos europeos, crear medios de comunicación pan-europeos y fomentar el tejido de una sociedad civil transnacional en Europa que favorezca la extensión de una conciencia europea compartida.